El PSC al borde del KO

El PSC está en riesgo el próximo 25N. La frontera de los 20 escaños puede marcar un hito en la importancia de este partido en Catalunya y sepultarlo por primera vez en democracia a tercera fuerza política del país. Quiero apuntar algunas claves para explicar lo que puede pasar al socialismo catalán el día 25 de noviembre.

FALTA DE LIDERAZGO 

Pere Navarro es conocido tan solo por el 47,3% de los catalanes según el último barómetro del CEO (junio 2012). No ha tenido tiempo para asentarse como líder ni ser conocido. La gente no vota un candidato que desconoce. Navarro fue escogido ayer por el Consell Nacional del PSC, violando claramente el mandato del Congreso de celebrar primarias que la dirección aceptó a regañadientes. Por ello, cabe suponer que el adelanto electoral fue bien recibido por la dirección al imposibilitar las primarias abiertas. El PSC está quedando en evidencia al celebrarse primarias internas en ERC, ICV y Solidaritat y como un partido refractario al ejercicio de la democracia interna. La presentación de Montserrat Tura como candidata es interpretado como mero maquillaje ante un resultado ya anunciado por el control político de la dirección

DESCOMPOSICIÓN INTERNA

Des de siempre ha habido diferentes sensibilidades o almas internas en el seno del PSC: la más catalanista y la más próxima al PSOE. Ahora hay una fractura evidente. Proliferan los movimientos internos que contestan el discurso oficialista (como Avancem), se defenestra a dirigentes históricos de forma poco elegante (Higini Clotas y Joaquim Nadal) y políticos con gran proyección (Laia Bonet) y algunos violan la  disciplina de partido (Ernest Maragall). La ciudadanía valora negativamente las fisuras internas de los partidos y penaliza electoralmente el debate público sobre ello.

EL DISCURSO: ATRAPADOS EN TIERRA DE NADIE EN LOS GRANDES EJES

  • El eje nacional. En las elecciones del año 2010 los electores pasaron factura al PSC sobretodo por el flanco ideológico, su gestión de la crisis y el impopular Tripartito. Cuando aún perdura el recuerdo negativo de este último, parece que ahora los electores les van a castigar por su ambigüedad en el eje nacional. Pere Navarro defenderá el modelo federal ante el torbellino independentista (CiU, ERC, ICV, Solidaritat) y el muro unionista (PP y C’s). Solo una reflexión. Recuerdo el último debate electoral por TV3 de los cinco candidatos a la Generalitat. Montilla quedó desapercibido, sepultado a la irrelevancia política. El PSC tiene el riesgo de parecerse a Montilla ante el marco que gobernará esta campaña electoral. El discurso federal quedará atenazado entre partidarios y detractores de la independencia. La ciudadanía va a castigar aquellos posicionamentos ambiguos y difuminados, ya que actualmente consideran más viable la independencia de Catalunya que un enésimo intento de pactar con España. Por ello el PSC puede perder votos hacia el PP pero sobretodo Ciutadans por el flanco unionista, y hacia CiU, ERC o ICV por el lado independentista.
  • El eje ideológico: ICV va a apoyar el derecho de Catalunya a la independencia en estas elecciones, pero criticando con dureza los recortes de CiU y mostrando nítidamente que defienden un modelo de sociedad muy distinto al de los convergentes. El PSC también se esforzará en criticar estos recortes e intentar disolver el debate nacional. El discurso más claro, contundente y fresco de Joan Herrera puede provocar una fuga de votos hacia ICV por el ala más izquierdista del PSC. La sensación que ICV desborda por la izquierda al PSC es cada vez más palpable en la sociedad catalana.

UNOS VOTANTES QUE DESAPARECEN

En el cleavage de la edad el PSC tiene un serio problema. Los socialistas concentran su mayor apoyo en la franja de más edad. Eso significa que sus votantes desaparecen elección tras elección. Entre los jóvenes, la pujanza de ICV y ERC durante los últimos años y también la implantación tradicional de CiU están dejando bajo mínimos la capacidad de los socialistas de atraer a los nuevos votantes.

PERDIENDO TERRENO ANTE EL PP EN LAS GRANDES URBES Y MINORITARIOS EN LA CATALUNYA RURAL

  • El declive del ‘cinturó roig’: El PSC siempre había tenido una gran implantación en Barcelona y el llamado cinturón rojo (área metropolitana). Ello fue fruto de la concentración de la tradicional clase obrera y votante socialista por excelencia en las grandes urbes de Cataluña, así como la inmigración española de los años 70 y 80. En estos últimos, el PSC ofrecía un proyecto político integrador en la sociedad catalana, sin importar el lugar de origen y la lengua que hablaban. Este apoyo, hoy en día, se está agotando. En las últimas selecciones autonómicas (2010), municipales y generales (2011) asistimos al crecimiento del PP y PxC en las grandes ciudades debido a su discurso sobre la inmigración. El PSC es incapaz de competir contra un discurso muy definido y duro contra la inmigración, un fenómeno que ha impactado directamente sobre las clases obreras y sus condiciones de vida en Catalunya. La pérdida de ayuntamientos como Badalona o Castelldefels a favor del PP atestigua lo dicho
  • La Catalunya interior: En el ámbito rural, CiU siempre se ha mantenido hegemónica, a pesar del bache que sufrió entre 2003 y 2010 debido al cambio de ciclo electoral. Fue un espejismo. En las elecciones autonómicas del 2010 y las municipales del 2011 el PSC se derrumbó en el ámbito rural, donde el clientelismo, el seguidismo al partido en el poder de la Generalitat y el conservadurismo son mucho más presentes que en las grandes ciudades.  Además, el sistema electoral penaliza a los partidos con más implantación urbana (caso de PSC, ICV y PP) y premia al ámbito rural (CiU y ERC)

La encuesta que publica hoy El Periódico apunta a la dirección de este artículo.

Anuncios

3 thoughts on “El PSC al borde del KO

  1. Pingback: Observatori de ciberpolítica » Blog Archive » El PSC y los remeros

  2. Molt bé, excepte per un punt: L’avançament electoral actual no és novetat. Era totalment previssible a la primavera i absolutament esperable quan es van començar a saber xifres de mobilització per la manifestació a finals de juliol. Si el PSC hagués volgut fer un procés de primàries hagués pogut engegar-lo a l’agost i finalitzar-lo ara. No és que no hagin tingut temps. Simplement NO HAN VOLGUT.
    I no han volgut per la senzilla raó que, un procés de primàries obert hagués eliminat de socarel la direcció del partit.

    • Hi estic totalment d’acord Eduard. Dubto molt que dins de la direcció del PSC no s’hagués previst l’avançament electoral. La possibilitat de fer primàries obertes hi eren. La respota l’has dit tu mateix: no hi havia cap mena de voluntat de fer primàries perquè haguessin devorat la direcció al complet. Prefereixen aferrar-se a les cadires malgrat convertir al PSC en quasi irrellevant en la política catalana

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s